Carrito
El carrito está vacío.
Pi

Alterados por Pi

TXT:

Mucho antes de atravesar el océano con un tigre, la vida de pi comenzaba en Babilonia, donde casi 2.000 años A.C.M. (Antes del Carpintero Mágico) aparecía un primer registro de la relación entre la circunferencia y el diámetro. Esta aproximación era para un pi de 3,125 y pasaría a la historia como ‘3 y pico, pero mi voto es no positivo’. Al mismo tiempo, sin repetir, sin soplar y sin Google, los egipcios aproximaban pi como 3.1605, mostrando a su vez que una buena idea no puede detenerse y surge en mil lugares al mismo tiempo.

Qué poco entendían sobre la carrera armamentista que acababan de iniciar.

Un par de años después (casi 800 pares, para ser precisos), Arquímedes aproximaba pi usando polígonos y agregando lados hasta llegar a algo como 223/71 < π < 22/7 (3.1408 < π < 3.1429) y exclamando ‘¡Eureka, cerrame todo que ya lo encontré!’. Claramente, la búsqueda irracional (cuak) de pi no se iba a detener ahí, Zu Chongzhi usó polígonos todavía más precisos para aproximar pi a 355/113.

La escalada en los decimales de pi dejaría en el camino múltiples heridos con un único objetivo: ver quién la tiene más grande (NOTA DEL EDITOR: nos referimos a la longitud de la fila de espacios decimales). Así, para el siglo XV teníamos un pi preciso hasta 11 dígitos. Pero queríamos más, entonces cayó Newton y tiró 15 decimales en los ‘60 (los 1660, que es como decir ‘los ‘60 antes de que los ‘60 fuesen cool’). Para 1699 ya teníamos 71 decimales, cosa increíble ya que solamente necesitamos 39 decimales para las estimaciones más precisas de astronomía, así que, ¿por qué no parar ahí? Porque si alguna vez hubiésemos parado, seguiríamos arriba de los árboles.

Así, fuimos calculando más y más decimales, corriendo en una cinta que por definición siempre corre más rápido que nosotros.

Hoy tenemos pi calculado hasta el decimal 10^15 (que es algo así como innecesario multiplicado por la constante de manija), y a Lu Chao, conocido por recitar de memoria 67.890 decimales de pi en 24 horas y 4 minutos, dejándole la medalla de plata a Paenza y reclamando el cinturón de Alterado por Pi.

Nota del diseñador:
A veces (siempre) pasa que una pieza te genera dudas. Jugué un poco con la paleta cromática y no me puedo decidir. Como esto no es arte, sino diseño (no, no son lo mismo), toda opinión es importante. Y ya que es gratis, comenten cuál les gusta más. Si la ‘oficial’ o alguna de estas tres alteraciones apócrifas y fuera de sistema (2, 3 y 4, respectivamente). Cha’ gracias.

pi_04pi_02pi_03